Marta Tristán

Por María García-Peñuela

Una chica que ha cambiado algo mucho más importante que el físico...

su actitud ante la vida, su confianza en sí misma y que ahora....

¡PUEDE CON TODO LO QUE SE PROPONGA!

Hay momentos en la vida que te hacen cambiar el chip… y eso me pasó al conocer a María. 
 
Me he pasado la vida haciendo mil dietas, cada una más burra que la anterior, pasando por todos los estados de ansiedad, efectos rebotes y locuras varias… 
Y sobre todo poniéndome obstáculos a mí misma: yo no valgo, yo no puedo, yo no voy a hablar por miedo a que no estén de acuerdo, mi cuerpo es horroroso, yo no, yo no, y mil “yo no”…
 
Volví de verano y como todos los años me dispuse a comenzar una dieta para perder lo pillado de vacaciones… Y encontré el blog de María que me llamó la atención, me empecé a meter en este mundo fit, a leer blogs y más blogs… y dije “bueno, pues vamos a probarlo”…. 
 

Marta Tristan realizando un ejercicio de empuje de brazos

Me puse en contacto con María para pedirle un bloque de entrenosYo era muy habitual de clases de spinning y body pump pero las pesas ni tocarlas (“no me quiero poner como una culturista” siempre decía)... 

 
 El cambio de entreno fue tremendo… y me encantó. 
¡Qué equivocada había estado!
 
 
Y llegaba Halloween, María anunciaba su campamento fit en Madrid… y yo le dije que me apuntaba.  Reconozco que me pasé los días anteriores buscando una excusa para cancelarlo porque “yo iba a ser la más floja”, porque “yo no iba a caer bien” porque “yo no voy a encajar”… pero allá que fui. 
 
Un fin de semana y otras 7 chicas a cada una más admirable, a cada una más fuerte, a cada una más especial. 
 
TODAS eran increíbles. 
 

Todas las asistentes al camp 1000FITMEALS celebrado en Madrid

El Camp de Halloween, 100% femenino, fue... ¡PURO POWER!

 
En esa casa se rebosaba fuerza, energía, alegría… y yo, desde mi timidez, absorbí todo. 
¡Quería ser así, quería no tener miedo a nada, quería sentir que puedo proponerme lo que quiera!
Fue de los mejores fines de semana que he pasado y de los que más me han aportado psicológicamente. Aún sigo dándoles las gracias y ellas no saben ni la mitad de lo que me han aportado. SOIS GRANDES TODAS (vosotras sabéis quiénes sois)…
 

 
Marta Tristan cargando un cubo
Mi cambio de actitud ante la vida gracias a María, gracias a su cariño, gracias a sus camps,
se define en algo básico: 
 
Yo puedo hacer lo que me proponga, yo puedo entrenar lo duro que quiera. 
 
Vió a otras chicas dejarse la piel en cada entreno y... entendió. ¡QUERÍA HACERLO ASÍ! ¡Y PODÍA!

Marta Tristan junto a su chico en Sierra Nevada

Marta con su chico. Primer día de Snowboard (¡no se atreve cualquiera!) en el último Camp de Sierra Nevada

 
 
Mi único obstáculo soy yo y está superado! No hay más barreras que las que nos ponemos nosotros mismos y la vida no está para eso… 
 
Superación y motivación. 
Mental y física. 
 
 
GRACIAS MARIA! A TOPE DE POWER!
 
 
Gracias Marta, por confiar, por atreverte, por tu cariño (que no sólo os llega a vosotros el mío.... es inmenso el que me llega a mi de vosotros), por lanzarte a escribirlo y colaborar con ello a que otra gente que... seguro, se sienten como tú en tu "anterior vida" ;) quieran y se atrevan a dar el paso.
 
¡ERES UNA CAMPEONA!
María García-Peñuela
María García-Peñuela
Entrenadora personal, instructora de actividades dirigidas, dedicada al fitness en cuerpo y alma desde hace más de 12 años. Apasionada de la nutrición con máster especializado en nutrición deportiva y cocinera como hobbie en mis ratos libres.
Comparte este artículo 

Newsletter

¡Llévate un mini-recetario lowcarb de regalo!

Suscríbete